Fuente: EFE
11/23/2018

Copenhague, 23 nov (EFE).- La ex fiscal general Thelma Aldana y el jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), el colombiano Iván Velásquez, denunciaron la corrupción existente en el país centroamericano al recibir hoy en Estocolmo el Nobel Alternativo, otorgado por la fundación Right Livelihood Award.

Aldana y Velásquez, ganadores del premio honorífico sin dotación económica, atacaron lo que creen un mal arraigado en el Estado y defendieron la labor que los ha enfrentado a las autoridades.

"La corrupción es un delito contra la humanidad, contra la dignidad humana, que se ha podido desarrollar en Guatemala porque el Estado se convirtió en botín de los poderosos de todas las especies y perdió su norte, si alguna vez lo tuvo, de generador del bienestar colectivo", afirmó en su discurso Velásquez.

El abogado colombiano denunció los "millones de dólares" en sobornos de empresarios a funcionarios en un país donde casi el 5 % de menores de 5 años sufren desnutrición crónica, mientras Aldana criticó la "discriminación estructural, legal e institucional" y el acceso limitado de la población a los servicios básicos.

La CICIG, creada por la ONU en 2007 a petición de Guatemala, y la Fiscalía han impulsado "una lucha contra la corrupción y la impunidad sin precedentes en la historia del país", aseguró Aldana.

La ex fiscal defendió que ambos organismos han revelado las redes políticas y económicas ilegales "incrustadas en el Estado" y demostrado que las instituciones públicas pueden funcionar para todos, no solo para "los que cuentan con el favor y protección de los políticos" o pertenecen a los grupos de poder.

El presidente guatemalteco, Jimmy Morales, anunció el 31 de agosto que no renovaría el mandato de la CICIG, que vence en diez meses, y la acusó de ser una estructura paralela, además de prohibir días después el regreso al país de Velásquez por considerarlo una amenaza para la seguridad nacional.

Tanto Velásquez como Aldana aludieron a las "agresivas campañas de desinformación, desprestigio y difamación" y amenazas impulsadas por "los poderosos", aunque elogiaron también el compromiso de la población contra la corrupción y la impunidad.

Guatemala "ya no es la misma", afirmó el jurista colombiano, porque conoció "la luz de la verdad y sabe que esa verdad existe", recuperó el "recuerdo" de la justicia y sueña "un futuro de paz, justicia y prosperidad para todos".

"Podrán cortar todas las flores, pero siempre volverá la primavera. ¡Florecerás, Guatemala!", dijo Velásquez, parafraseando a la poetisa guatemalteca Julia Esquivel, durante la ceremonia celebrada en el museo Vasa de la capital sueca.

Además de premiar la lucha contra la corrupción en Guatemala, el Nobel Alternativo ha reconocido este año la labor de los defensores de derechos humanos y civiles saudíes Abdullah al-Hamid, Mohammad Fahad al-Qahtani y Waleed Abu al-Khair; el agricultor de Burkina Faso Yacouba Sawadogo y el agrónomo australiano Tony Rinaudo.

Estos últimos tres premios están dotados cada uno con un millón de coronas suecas (96.000 euros, 113.000 dólares).

Los activistas saudíes, condenados a penas de prisión de 10 a 15 años, estuvieron representados por miembros de la familia de al-Qahtani y el defensor de derechos humanos saudí Yahya Assiri.

"Tienes el derecho a expresar tu opinión y nadie te lo puede quitar", dijo Omar Al-Qahtani en alusión a su padre, Fahad, pidiendo apoyo a la comunidad internacional.

La Fundación Right Livelihood Award y Amnistía Internacional Suecia exigieron hoy a Arabia Saudí que libere a los tres laureados, que actuaron por "medios pacíficos", y que "deje de acosar y asesinar a defensores y activistas de derechos humanos".

El australiano Tony Rinaudo denunció que el 25 % de las tierras agrícolas en el mundo están estado de degradación y resaltó que millones de granjeros pobres se han beneficiado de cultivar árboles a gran escala a partir de sistemas de raíces existentes, una técnica en la que él fue pionero y que le ha valido el Nobel Alternativo.

"Inconscientes son aquellos que no se dan cuenta de que la tierra es la riqueza más valiosa de la humanidad", dijo en su discurso Sawadogo, distinguido por su labor para convertir terreno estéril en bosque y demostrar que se puede regenerar suelo "a través del uso innovador del conocimiento local e indígena".

El Premio al Correcto Modo de Vida (Right Livelihood Award), como realmente se llama este galardón que distingue la labor social de personas e instituciones de todo el mundo, fue instituido en 1980 por el escritor y exeurodiputado sueco-alemán Jakob von Uexküll.


7 Me alegra 6 Me gusta 8 Me enoja 6 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión