Fuente: EFE
09/19/2020

La Habana, 19 sep (EFE).- Cuba celebra este sábado los 15 años de su Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastre y Graves Epidemias Henry Reeve, que actualmente apoya la lucha contra el coronavirus con 43 brigadas en 33 países.

"Feliz día a los más de 9.000 profesionales de la salud del Contingente Henry Reeve que llevan 15 años enfrentando y venciendo el dolor y la muerte en el mundo. Gracias por la generosidad y el ejemplo. Gracias por dar vida", escribió en Twitter el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel.

Este grupo de "médicos internacionalistas" fue creado por el fallecido expresidente Fidel Castro el 19 de septiembre de 2005 para auxiliar al estado de Nueva Orleans (EE.UU.) tras el devastador paso del huracán Katrina, pero Washington rechazó la ayuda.

Su misión es llevar ayuda "humanitaria-médico-sanitaria a las poblaciones víctimas de desastres naturales y epidemias en otros países, y ayudar a su recuperación", señala el diario estatal Granma que dedica su portada y páginas interiores a destacar la labor de los médicos cubanos.

La participación es voluntaria y por lo general sus miembros son profesionales con experiencia en misiones sanitarias en el exterior, que deben estar siempre listos para viajar de inmediato.

Los cubanos han ayudado durante inundaciones en Guatemala y el terremoto de Pakistán, ambos en 2005, y también en la crisis de cólera de Haití en 2010.

Hace unos cinco años, integrantes del contingente ayudaron a controlar la epidemia de ébola en África y su labor fue reconocida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) con un premio en 2017.

Fundada en un inicio para auxiliar a Nueva Orleans, Castro pensó en el nombre de Henry Reeve para la brigada como homenaje a los lazos entre ambas naciones, enemigas acérrimas durante más de medio siglo.

Henry Reeve (Brooklyn, 1850 - Sancti Spiritus, 1876) fue un brigadier estadounidense-tamborilero en el Ejército de la Unión durante la Guerra de Secesión de EE.UU. que se alistó como voluntario en el Ejército Libertador cubano en la primera guerra independentista contra España.

Reeve sirvió durante siete años junto a los mambises y hasta su muerte a los 26 años, había participado en más de 400 combates. "El inglesito", como le apodaron los insurgentes, se ganó el respeto de los cubanos por su valor. Llegó incluso a luchar amarrado a su caballo cuando las heridas en las piernas le impedían cabalgar.

COVID-19 Y POLÉMICA

Durante la pandemia, unos 3.800 sanitarios cubanos de la Henry Reeve han viajado a 39 naciones de Latinoamérica y el Caribe, África y Oriente Medio, entre ellas Catar, México, Honduras, Venezuela, Haití, Jamaica y Sudáfrica.

También se desplazaron por primera vez a Europa, donde los médicos isleños prestaron asistencia en Andorra e Italia.

De acuerdo a datos oficiales actualizados, el contingente ha atendido a más de 550.900 personas. De las 52 brigadas para luchar contra la COVID-19, 43 se mantienen prestando servicios de salud en 33 naciones.

En estos quince años, el total de personas asistidas por los cubanos asciende a unos 4 millones.

Recientemente varias organizaciones de solidaridad con Cuba en el exterior han pedido que se le otorgue el Premio Nobel de la Paz al contingente Henry Reeve por ser ejemplo de "altruismo, solidaridad y humanismo".

Según La Habana, en total más de 400.000 especialistas cubanos habían prestado servicios en 164 naciones hasta finales de 2019. Actualmente hay unos 37.000 profesionales de la salud en 67 países.

Las misiones médicas se han convertido recientemente en un frente de batalla entre Cuba y Estados Unidos, que acusa a la isla de retener la mayor parte del salario del personal sanitario mientras los expone a "condiciones laborales atroces".

Cuba, por su parte, tacha de "mentiras" y "campaña inmoral" esas acusaciones y ha pedido dejar a un lado "la mezquindad y la hostilidad" en medio de la pandemia.


11 Me alegra 12 Me gusta 11 Me enoja 12 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión