Fuente: Berenice Malagón
06/13/2018

Raleigh, N.C. 12 junio 2018-Varios activistas de Carolina del Norte se han congregado en Raleigh para exigir que los senadores Thom Tillis y Richard M. Burr intervengan para realizar audiencias, una investigación y exigir el final inmediato de la política de separación de niños en EEUU.

Hasta ahora, 32 senadores apoyan una ley que prohíbe dicha política y están solicitando a los senadores de Carolina del Norte que se unan.

Según los informes recientes de Washington Post, hay 11 mil niños migrantes que han sido separados de sus padres generando unas 650 separaciones de familias enteras, un incremento del 21% en las dos últimas semanas de mayo de 2018.

Todavía no está claro exactamente cuántos de los 11 mil niños detenidos por el gobierno fueron separados por la fuerza de sus padres. Un funcionario de Aduanas y Protección Fronteriza dijo a los legisladores en una audiencia la semana pasada que 658 niños habían sido separados de 638 adultos entre el 6 y el 19 de mayo bajo la nueva política de tolerancia cero.

La nueva política de "tolerancia cero" ha sido anunciada por la administración Trump para enjuiciar a los migrantes que cruzan la frontera de EE. UU. Ilegalmente. La política significa que los padres migrantes que cruzan la frontera con sus hijos son separados a la fuerza mientras esperan el enjuiciamiento criminal.

De acuerdo al centro de justicia de inmigración, los niños inmigrantes no acompañados se enfrentan a muchos desafíos al navegar solos por el sistema de inmigración como:

* No tener derecho a un abogado nombrado por el tribunal. A menos que puedan pagar los honorarios de un abogado u obtener un abogado pro bono seguro, se presentan ante el tribunal sin representación legal.

* Un sistema judicial confuso y complejo. Los procedimientos de deportación en contra de los niños, a menudo comienzan en la jurisdicción donde el niño es puesto bajo la custodia de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR) del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS).

Una vez que un niño es liberado de un refugio de ORR a un patrocinador o a acogida, es responsabilidad del niño, independientemente de su edad o representación legal, presentar documentación para informar al tribunal que se ha mudado y presentar una moción formal al cambiar el lugar si la nueva dirección está bajo la jurisdicción de un tribunal diferente. Si un niño no actualiza su dirección correctamente, se le puede ordenar que sea deportado por no comparecer ante el tribunal.

* Falta de pautas claras para otorgar alivio. El DHS aún debe proporcionar pautas claras sobre el ejercicio de la discreción procesal (PD) en lo que respecta a las UIC. El ejercicio ampliado de la EP ayudaría a aliviar a muchas UIC con fuertes lazos con los Estados Unidos que no son una prioridad para la deportación.

* Ausencia de regulaciones legalmente vinculantes para proteger a los niños bajo la custodia del DHS. Tras la aprehensión, las UIC se mantienen bajo la custodia del DHS. Si bien existen normas para orientar el tratamiento de las UIC, el DHS no cuenta con las reglamentaciones legalmente vinculantes para proteger a los niños bajo su custodia. En la actualidad, existe poca supervisión para garantizar que las UIC reciban un trato humano y se cuiden de acuerdo con los protocolos apropiados para los niños mientras están bajo la custodia del DHS.

Los activistas que se congregan cada martes a las afueras de las oficinas del Senador Tillis decidieron cambiar su agenda de último momento para hablar del tema de la separación de familias, de la necesidad urgente de terminar con la política de tolerancia cero y para pedir que los destinatarios de DACA tengan ciudadanía: "No nos quedaremos callados cuando a los padres no se les está dando información de dónde están sus hijos, de cuántos son exactamente y al ver que el gobierno no está haciendo un esfuerzo para reunirlos nuevamente".


49 Me alegra 44 Me gusta 42 Me enoja 52 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión