Fuente: EFE
02/09/2018

Santiago de Chile, 9 feb (EFE).- El Observatorio Paranal, en el norte de Chile, pondrá en marcha Espresso, un espectrógrafo de última generación que permitirá detectar planetas con una precisión sin precedentes y que ayudará a los astrónomos a buscar vida extraterrestre.

"Hallar vida en otro planeta es uno de nuestros objetivos fundamentales. Al detectar planetas más ligeros y similares a la Tierra, que es uno de los más livianos, nos ayudará a observar condiciones similares a las nuestras", señaló este viernes el astrónomo Gaspare Lo Curto, del Observatorio Europeo Austral (ESO).

Espresso se ha instalado en el Observatorio Paranal, enclavado en el desierto de Atacama, para aprovechar la luz de los cuatro telescopios gigantes del VLT (Very Large Telescope).

Actualmente se encuentra en fase de prueba y está previsto que comience a funcionar en octubre, explicó Lo Curto.

Espresso puede marcar un antes y un después en la observación astronómica al permitir detectar exoplanetas -planetas que orbitan alrededor de una estrella fuera del sistema solar- con características similares a la Tierra con una precisión y detalle nunca vistos hasta ahora.

El espectrógrafo tiene la capacidad de recibir la luz de los cuatro telescopios del VLT al mismo tiempo, convirtiéndose en un telescopio gigante de 16 metros de diámetro.

El nuevo instrumento utiliza el método de velocidad radial para detectar los exoplanetas, que consiste en la medición del movimiento de una estrella cuando tiene un planeta en órbita.

Esto permite obtener datos del exoplaneta como su atmósfera, si cuenta con oxígeno, dióxido de carbono o agua, elementos necesarios para la vida, precisó el astrónomo del ESO.

Lo Curto destacó que actualmente hay muchos espectrógrafos intentando detectar exoplanetas con la tecnología de la velocidad radial, pero ninguno lo hace con la precisión que tiene Espresso, que permite observar diez centímetros por segundo en las estrellas.

Uno de los principales desafíos para los astrónomos es distinguir si las señales que reciben los telescopios provienen de una estrella o de un planeta.

Por ello, el ESO lanzará en las próximas semanas un proyecto paralelo al desarrollo de Espresso en el Observatorio La Silla, también en el norte de Chile, con el objetivo de "entender mejor las estrellas y separar con más precisión sus señales", explicó Lo Curto.

Utilizarán el espectrógrafo Harps, que hasta la aparición de Espresso era el más preciso de su tipo, para observar el Sol de día con el objetivo final de avanzar en la detección de planetas.


8 Me alegra 11 Me gusta 9 Me enoja 9 No me gusta

2016 HR2M WebSolutions LLC - ALL RIGHTS RESERVED
LaConexionUsa POBOX 228

Bienvenido a LaConexión