Skip to main content

Uriel Alberto apeló veredicto por su participación en la protesta en la legislatura

July 5, 2012

“Salir de las sombras y motivar a otros jóvenes a luchar, generaron que el presidente Obama emitiera el alto a las deportaciones

"Salir de las sombras y motivar a otros jóvenes a luchar, generaron que el presidente Obama emitiera el alto a las deportaciones y concediera la acción diferida", enfatizó Alberto

El joven "soñador" arrestado por protestar durante la tercera reunión del comité de Análisis del Rol del Estado en las Políticas de Inmigración fue declarado culpable de desorden público, mientras que Cynthia Martínez y Estephania Mijangos deben horas de trabajo comunitario y una multa.

EFE/LA CONEXIÓN

RALEIGH- Cynthia Martínez y Uriel Alberto, dos de los tres soñadores que fueron arrestados durante la tercera reunión del comité de Análisis del Rol del Estado en la Políticas de Inmigración, se presentaron nuevamente el 2 de julio en la corte del Tribunal del condado Wake para enfrentar los cargos civiles por la acción realizada.

Mientras que Uriel fue declarado culpable de desorden público, lo que complicaría su caso migratorio, Cynthia Martínez al igual que Estephania Mijangos deberán cumplir 75 horas de trabajo comunitario y pagar una multa de 480 dólares correspondientes a $180 de gastos de corte y $250 por el ingreso al programa denominado First Offender.

ACUERDO SIN CULPABILIDAD

Uriel Alberto, de 25 años, tuvo que llegar a un acuerdo con la Corte de Distrito del condado Wake que consistió en reconocer que había suficiente evidencia para condenarlo, pero sin llegar a admitir culpabilidad.

Su abogado, Scott Holmes, apeló de inmediato el veredicto, lo que permitirá tener un juicio en la Corte Superior de Carolina del Norte y disponer de más tiempo para preparar su audiencia con inmigración, el próximo 13 de septiembre. “No habían muchas opciones”, afirmó a Efe Alberto, que, junto a las soñadoras Estephania Mijangos y Cynthia Martínez, fue arrestado el pasado 29 de febrero. “En todo momento estuve consciente de las consecuencias de mis actos. No considero que hubo conducta desordenada, estaba rebelándome ante el ‘status quo’. Yo me paré y dije algunas cosas, pero obedecí a los oficiales cuando me ordenaron que saliera de la sala”, enfatizó el mexicano.

DESORDEN PÚBLICO

Los tres jóvenes fueron acusados de desorden público tras interrumpir una reunión del grupo de congresistas que discuten medidas estrictas para los indocumentados de Carolina del Norte.  El “soñador”, que reside en Carolina del Norte desde hace 17 años, exclamó entonces: “Soy indocumentado, y sin miedo y sin pena. Me rehúso a ser intimidado por este comité que ha escogido amedrentar a mi comunidad”.

La acción de ese día conllevó que Alberto pasase 16 días detenido en la cárcel de Wake, de los cuales 11 de ellos hizo huelga de hambre, mientras la comunidad lo apoyaba con vigilias y peticiones por Internet para presionar a inmigración por su liberación.  “Acciones como las que realicé, salir de las sombras y motivar a otros jóvenes a luchar, fueron las que generaron que el presidente (Barack) Obama emitiera el alto a las deportaciones de los ‘soñadores’ y concediera la acción diferida”, enfatizó Alberto.

Publicidad:

Premium Drupal Themes by Adaptivethemes
[/codefilter_code]