Skip to main content

Premian como Voluntario del Año a amigo de comunidad hispana de Stony Brook

April 25, 2012

Al Mignacci recibirá el premio de Voluntario de Año, otorgado por la Administración de Pequeños Negocios de EE.UU

Al Mignacci, no necesitó de saber español para tender una mano a nuestra comunidad /W.G

RALEIGH- El tornado que golpeó duro a la comunidad de Stony Brook no solo dejó huellas de dolor, sino también fue el inicio de amistades de diferentes personas que se acercaron a dar una mano. Una de ellas fue Al Mignacci, quien pese a la barrera del idioma, no se dejó vencer y hasta la fecha, sigue ayudando en la recuperación del parque de casas móviles Stony Brook.

Por Walter Gómez

Gracias a su labor el 22 de mayo, recibirá en Washington D.C, el premio de Voluntario de Año, otorgado por la Administración de Pequeños Negocios de EE.UU. “Vi que se necesita ayuda. Observé el sentimiento de la gente e hice lo mejor que pude”, indicó a La Conexión Mignacci, de 74 años, retirado de la compañía IBM, con la especialidad de ingeniería mecánica.

Al, trabajó de 60 a 80 horas por semana, a menudo bajo la lluvia o el calor extremo, y hoy, lo continúa haciendo en el Centro Internacional de Raleigh (CIR).  “Es un orgullo para nosotros. Fue el único elegido en todo el país para recibir este premio. Cariñosamente, es un abuelo que dijo: - No me voy a quedar sentado luego de mi retiro-”, señaló a nuestro medio John Faison, director de CIR.

ESPÍRITU DE SOLIDARIDAD

Los vecinos de Stony     Brook destacan su esfuerzo en la reparación de sus casas y que el no saber español no fue un obstáculo. “Cuando iba y veía una ventana rota, lo que se necesitaba era arreglarla no hablar. Lo mismo ocurría si observaba una filtración en el techo o un árbol caído. Había que poner manos a la obra”, sostuvo.

Las esquelas de recomendación para lograr su nominación llegaron, aparte de CIR, de Caridades Católicas y Wake County Relief. “John es mi patrocinador y en especial quiero mencionar a la gente de Stony   Brook por sus cartas”, subrayó Mignacci.

Al, aprecia el logro, pero marca que es un trabajo que se llevó en grupo y el premio lo comparte con todos los voluntarios. “Muy agradecido de laborar con ellos, es una alegría ver la comunidad trabajar junta. Los vecinos  se conocen más que antes. Es bonito ver las familias volver a levantarse. Me siento parte de Stony Brook”, finalizó.

Publicidad:

Premium Drupal Themes by Adaptivethemes
[/codefilter_code]